Pedro Gual
Pedro Gual, el primer diplomático de Venezuela

Pedro Gual, el primer diplomático de Venezuela

Pedro Gual fue el primer diplomático de Venezuela y la Gran Colombia, no te confundas, no es el mismo de la “conspiración” de Gual y España. Ven Para Saber

Gual, el diplomático

Nacido en Caracas el 17 de enero de 1783, Pedro Gual no sólo era contemporáneo con Simón Bolívar, nacido el mismo año, sino que también compartió con él, los afanes por la Independencia de Venezuela y Sudamérica.

Llegó a ser presidente de Venezuela y se desempeñó como periodista y abogado. Pero, comencemos esta pequeña historia, recordando por qué se le considera a Pedro Gual como el primer diplomático de Venezuela y de la Colombia que reunió a la Nueva Granada, Venezuela y Ecuador.

A partir de 1821, Gual fue encomendado por Bolívar a su primera misión como diplomático, organizar las delegaciones que representarían a la naciente República de Colombia, hacia Perú, Chile, México y Buenos Aires.

Ese mismo año 1821 fue oficializado como ministro de Hacienda y de Relaciones Exteriores de la Gran Colombia, por esta razón fue nuestro primer canciller.

También se encargó de regularizar las relaciones y el reconocimiento de la República ante Inglaterra y Estados Unidos.  

Ante el Congreso de Panamá

En 1826 se efectuó uno de los eventos históricos organizados por Bolívar para avanzar en el sueño de la unión de las naciones americanas que habían sido colonizadas por España: el Congreso Anfictiónico de Panamá.

 

En 1825, Pedro Gual había cesado en sus funciones como canciller y pasó a ser el representante de la Gran Colombia ante el Congreso de Panamá. La cumbre no tuvo el éxito esperado motivado a distintas razones, entre ellas el sabotaje externo e interno. Pero Gual intentó hasta el final cumplir con la tarea encomendada por Bolívar y se mantuvo en México hasta 1829, intentando concretar acuerdos. 

Gual, el presidente

Pedro Gual llegó a ser apresado a su retorno a Sudamérica. En 1829 se había trasladado hasta Guayaquil, para tareas de gobierno y fue capturado por las fuerzas de conspiradores peruanos que no querían tener al mando a Bolívar y sus colaboradores. Regresa a Bogotá y se dedica a sus asuntos personales.

Pero, en 1837 reaparece como representante diplomático de Ecuador en Europa (ya era un país aparte, como Venezuela y Colombia). Retorna a Venezuela en 1847, de bajo perfil político, volvió a la actividad de Gobierno en 1858, para encargarse de la presidencia de Venezuela, por tres días, luego del derrocamiento de José Tadeo Monagas.

Pedro Gual fue uno de los redactores de la constitución de 1858. Eran tiempos turbulentos, luego de su gobierno provisional de tres días, Julián Castro asumió el mandato, pero también fue derrocado y nuevamente tocó a Gual asumir la presidencia en su carácter de “primer diputado” del Congreso.

 

En 1860 otra carambola política lo lleva a la jefatura de Estado. Había sido elegido como vicepresidente del ganador de las elecciones Manuel Felipe de Tovar, pero éste renuncia en mayo de 1861 y Gual asume nuevamente, pero también duró muy poco. En agosto de 1861 fue derrocado. 

No confundir con Manuel Gual

Pedro Gual era sobrino de Manuel Gual, el que lideró junto a José María España la famosa “conspiración” contra la monarquía española en 1797.

El valor de Pedro Gual no ha sido suficientemente reconocido por la historia. Una vez derrocado fue apresado y luego obligado a marchar al exilio. Murió en la pobreza en Guayaquil el 6 de mayo de 1862. A diferencia de otros caudillos que usurparon las riquezas del país. 

Para conocer más obre Pedro Gual:

Pedro Gual, ideólogo de la libertad

Don Pedro Gual y el derecho americano

 

También te puede interesar

Descubre todo lo que traemos para ti en nuestro blog

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad